Noticias

De la vocación veterinaria que surgió en el caserío Arretxe

26/09/2016Guipuzcoa Noticias de Guipuzcoa
ShareShareShare

CLICK PARA IR A NOTICIAS DE GUIPUZCOA

Las tardes junto a su hermano y sus primos en el caserío Arretxe de Tolosa, donde nació su abuela materna, enredando en la cuadra con las vacas y terneros, dejaron huella en él. Tanto que José Manuel Etxaniz (Donostia, 1952) centró sus estudios en la veterinaria, vocación a la que ha dedicado toda su vida. Su afición a la historia de la veterinaria le llevó a escribir hace algunos años el Diccionario de Veterinarios Guipuzcoanos y mañana presentará su última publicación De herradores, albéitares y veterinarios de la guipuzcoana villa de Tolosa (1736-1986).

Desde 1859 se estableció obligatorio que todo municipio que dispusiera de matadero municipal debía tener un inspector de carnes, preferentemente, veterinario. “Tirando de los archivos municipales, empecé a confeccionar un diccionario de veterinarios guipuzcoanos. Comencé a recorrer los archivos municipales desde Ataun a Mutriku, de Hondarribia a Leintz-Gatzaga, y me fui encontrando con información de herradores y albéitares que ejercieron en cada localidad”, explica el Doctor en Veterinaria. Esa investigación le permitió publicar más de veinte trabajos en el Boletín de la Real Sociedad Bascongada de los Amigos del País, entidad a la que pertenece. “Dejé para el final el de Tolosa; de hecho, será el penúltimo que haga”, apostilla Etxaniz. Entre medio, ganó el Premio Angel Cruz Jaka en Zumarraga con la historia de sus veterinarios.

En la publicación que presentará mañana en Tolosa, a caballo entre el ensayo y el trabajo histórico, Etxaniz realiza una aproximación al arte de herrar y cita ocho referencias de herradores que, desde el siglo XVIII, ejercieron en Tolosa, importante nudo de comunicaciones. También se refiere a la albeitería, el arte antecesor de la veterinaria como ciencia. “Hablo de la inspección de alimentos, su organización en la administración municipal y las dimensiones que va adquiriendo la inspección municipal de la villa al asumir, además de las funciones propias de la salud pública, las correspondientes a la sanidad animal y el fomento de la ganadería”, avanza.

Etxaniz hace una mención expresa a la presencia en 1932 en el teatro Gorriti, en un mitin conmemorativo de la instauración de la II República, del veterinario Félix Gordón Ordás, que llegaría a ser ministro de Comercio y, finalmente, embajador de España en Cuba y México.

Aldasoro: impulsor

de la feria de ganado

Etxaniz dedica varias líneas en su libro de Ramón Rufino Aldasoro Ansorena, nacido en Anoeta, pero que ejerció toda su carrera profesional en Tolosa, desde 1885 hasta 1934. Fue el organizador de la feria de ganado de la plaza de Justicia en 1903, copiando el modelo de Tudela. Además, fue el padre del consejero del primer Gobierno Vasco, Ramón Aldasoro Galarza.

Otro veterinario muy importante en su momento en Argentina fue Daniel-Pascual Inchausti Orbegozo; nacido en la calle Rondilla en 1886. Su padre Ignacio era alpargatero, tolosarra como su madre. Emigró con sus padres siendo niño al país austral, siendo un referente de la veterinaria de aquel país. “Podría ponerse su nombre a una calle, comunicárselo al embajador, intentar establecer alguna relación... ¡quién sabe!”, sugiere el autor.

Muy polémico fue el proceso selectivo de inspector veterinario en los meses previos al Golpe del 36. Opositó Vicente Larrañeta, en pugna con un joven veterinario, Venancio Recalde, en el que fue un enfrentamiento teñido de rivalidad política; nacionalista el primero, carlista el segundo. Sacó la plaza Larrañeta, pero a los dos años tuvo que escapar y purgar durante muchos años su condición.

El Libro

Título. De herradores, albéitares y veterinarios de la guipuzcoana villa de Tolosa (1736-1986).

Presentación. Mañana, lunes, a las 19.30, en el salón de plenos del Ayuntamiento de Tolosa.

Destinatarios. Es un libro para estudiosos de la historia local, curiosos, veterinarios o sus familiares.

Fuentes bibliográficas. Amén de las obtenidas en el Archivo Municipal, el autor se ha basado en los textos de Serapio Múgica, Pablo Gorosabel e Iñaki Linazasoro, y la obra de Mikel Errazkin Los nombres de la Memoria.

¿Cómo conseguirlo? Se puede solicitar al Colegio de Veterinarios de Gipuzkoa y está colgado en la web Amigos de la Historia de la Veterinaria.

Publicaciones

Suscripción boletines

Asociación Española de Historia de la Veterinaria.

Contacto

C/ Villanueva nº 11
28001 Madrid
secretariaaehv@gmail.com

Compártelo en...

ShareShareShareShareShareShare

Desing:factorcreativo.com